domingo, 8 de abril de 2012

Escuelas privadas para pobres


A lo largo de todos los países en desarrollo, desde Ghana hasta Pakistán, los padres pobres están invirtiendo sus escasos recursos en llevar a sus hijos a la educación privada. Aunque más niños en el tercer mundo están escolarizados que jamás en la historia, todavía quedan 69 millones de niños que no acuden a la escuela.

Se trata de un caso más en los que los países pobres se muestran una oportunidad empresarial dado el elevado número de consumidores con necesidades insatisfechas (ver post Clientes y proveedores en la base de la pirámide). Una dinámica que también ha supuesto la provisión de otro servicio esencial: la sanidad (ver post Sanidad asequible para pobres… ¿y para ricos?).

En algunos lugares, como Lagos en Nigeria, esas escuelas están educando más estudiantes que la enseñanza gubernamental y proveen una enseñanza de alta calidad a bajos precios. La razón de su éxito es que los padres son los clientes por lo que si no están satisfechos con la labor de los maestros o el cuidado de las instalaciones, buscarán una alternativa mejor para sus hijos. El coste de la educación puede llegar hasta los 15 dólares al mes.

Compañías como Omega Schools tiene 10 escuelas que acogen a 6.000 estudiantes en Ghana han logrado financiación de diferentes organizaciones de ayuda como Oxfam, USAID o Edif. En algunos casos estas organizaciones incorporan criterios de calidad para evaluar la concesión de financiación. Ese el caso del Fundación Gray Matters Capital que junto a la entidad india de rating de microfinanzas al “Micro Credit Rating International” evalúa a las escuelas privadas por su actuación financiera pero también académica. Y ese fue el criterio para conceder 240 préstamos por valor de 4,2 millones de dólares para escuelas privadas indias a través de la Indian School Finance Company.

En algunos casos las escuelas privadas utilizan incentivos monetarios para lograr alcanzar sus fines no monetarios. Es el caso de la cadena de escuelas gestionadas por misioneros Village Schools en Tanzania. Para lograr que las niñas también acudan a sus escuelas y que los padres no solo dediquen su dinero a enviar a sus niños, han establecido dos escalas de precios: las niñas pagan 34$ por curso frente a los 110$ de los niños. Así han logrado una paridad entre niñas y niños en sus aulas.

Actualización: Aquí se puede encontrar un amplio estudio sobre las escuelas privadas para pobres en el tercer mundo

2 comentarios:

  1. Considerando que más de un 60% de la población en Nigeria está por debajo del umbral internacional de la pobreza de $1.25 dolares al día, 15 dolares al més puede ser todavía un lujo para pocos en ese país.
    Una pregunta sería: ¿son las entidades privadas detras de la red de escuelas con ánimo de lucro o sin ánimo de lucro?
    Otra sería: ¿reciben subvenciones públicas?
    Otra sería: ¿existe alguna referencia histórica de algún país en el que se allá acabado con el analfabetismo a base de escuelas privadas con ánimo de lucro?

    ResponderEliminar
  2. Gracias por el comentario. Respecto a tus preguntas:

    1) Las hay con y sin ánimo de lucro
    2) La mayoría no reciben subvenciones
    3) No lo sé. Probablemente no. Pero eso no afecta al hecho que en la actualidad en muchos países pobres, el analfabetismo se está reduciendo más gracias a las escuelas privadas que a las públicas. Por supuesto que todavía quedan amplias capas de población sin escolarizar y mucho camino que recorrer para que se alcance un nivel equiparable al de los países desarrollados.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...