jueves, 5 de junio de 2008

Perder clientes por ser responsables

Nos hemos preguntado si los clientes estarían dispuestos a pagar más por productos de empresas responsables pero a veces quien tiene que hacer frente a ese sobre coste son los accionistas. Muchas veces se “vende” la responsabilidad corporativa como un modelo que permite la creación de valor a largo plazo e incrementar la rentabilidad de la inversión. Pero a veces, la empresa se enfrenta a la toma de medidas “justas” frente a otras injustas pero rentables y legales.

Captar clientes es algo que requiere grandes esfuerzos por parte de las empresas. Los clientes son lo que posibilitan la existencia de la propia empresa. Estamos habituados a que las empresas luchen por captar el mayor número de clientes, pero a veces eso supone ir en contra de una determinada ética como se ha puesto en manifiesto en los casos de BBVA y Repsol. Pero hay otros en los que las empresas deciden de prescindir de clientes aún a costa de un perjuicio económico con tal de preservar su política de responsabilidad.

Ese es el caso del Cooperative Bank, un banco ético británico, quien decidió cerrar las cuentas de un grupo religioso evangélico por considerarlo homófobo y en contra de sus criterios éticos. Dicho grupo tachó al banco de discrimandor por motivos religiosos. Ambas entidades tenían criterios diferentes sobre lo respetable. Si un cliente homófobo es rechazado por un banco defensor de la diversidad como Cooperative Bank, por el contrario no plantearía ningún problema para un banco islámico, aunque ambas entidades financieras coinciden en una gestión no maximizadora de beneficios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...